Foto: archivo

Como consecuencia de la décimo tercera semana consecutiva con descenso de casos de Coronavirus en la Provincia de Buenos Aires, el Ministerio de Transporte de la Nación anunció que no será necesario sacar permiso para utilizar el transporte público, que hasta el momento estaba restringido sólo para trabajadores esenciales.

En todo el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), además se aumentó la capacidad permitida de pasajeros de pie para colectivos, trenes y subterráneos. En los colectivos urbanos podrá haber hasta 20 personas paradas, mientras que para el subte se amplió hasta 40 personas de pie por cada vagón.

De esta manera, es la primera vez desde marzo del 2020 en que el transporte público no tiene restricciones para ser utilizado, aunque las autoridades solicitaron, dentro de lo posible, evitar viajar durante los horarios pico.

De todos modos, y ante la amenaza de la variante Delta, que está pronta a tener circulación comunitaria, desde el Gobierno advirtieron que las medidas podrán retrocederse en caso de advertir un aumento en los casos de Coronavirus, ya que la aglomeración de personas es la principal causa de transmisión.