El hecho se registró el miércoles, alrededor de las 19 horas, en la calle República de Chile al 3300, en San Justo, cuando un hombre y una mujer arribaron al lugar a bordo de una camioneta Toyota Hilux de color bordó, en la que transportaba materiales para la construcción destinados a la casa de un sargento de Gendarmería Nacional.

En esas circunstancias, al menos cuatro delincuentes armados interceptaron a la pareja y la amenazaron para robarle el vehículo.

Ante esta situación, la mujer comenzó a gritar, por lo que el gendarme salió a la calle y se identificó como miembro de una fuerza de seguridad, a lo que los asaltantes respondieron con disparos.

Los ladrones escaparon a la carrera y dos de ellos, que habían sufrido impactos de bala, cayeron al suelo y quedaron tendidos en la puerta de ingreso a una farmacia ubicada en la colectora de Monseñor Rodolfo Bufano, a unas dos cuadras de la vivienda del sargento. En tanto, los otros dos cómplices lograron darse a la fuga.

Tras un llamado al 911 que alertó sobre lo ocurrido, efectivos de la comisaría Oeste 1ra. de San Justo acudieron al lugar y constataron la presencia en el mencionado comercio de dos jóvenes que yacían en el suelo con heridas de arma de fuego, uno de ellos con un impacto en el abdomen, quien se encontraba fallecido.

El segundo sospechoso presentaba un tiro en un hombro y fue trasladado a un hospital cercano. Por su parte, el sargento, que presta servicio en el edificio Centinela de la GNA, resultó ileso del tiroteo.

A su vez, y luego de realizar un rastrillaje en la zona, los policías hallaron tirada en el suelo una réplica de un arma de fuego, añadieron las fuentes consultadas.

En la escena del crimen estuvo al frente de las primeras diligencias el fiscal Federico Medone, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Temática de Homicidios de La Matanza, quien giró las actuaciones que involucran a los menores de edad a su colega Germinario aunque continúa la pesquisa respecto al homicidio del adolescente de 15 años.

El detenido

Se trata de un muchacho que poco después del ocurrido el enfrentamiento se lo vio merodear la escena a bordo de un auto en el que iban otras tres personas y en cuyo baúl se secuestró una pistola 9 milímetros con la numeración suprimida.

Fuentes judiciales informaron a Télam que la detención se concretó porque el auto en el que se movilizaban los sospechosos tenía características similares a las de un rodado que quedó captado por las cámaras de seguridad como “apoyo” de los dos delincuentes que se tirotearon con el gendarme.

El adolescente de 17 años, que sería familiar del sospechoso fallecido, fue reconocido por las víctimas del asalto y quedó aprehendido por “tentativa de robo agravado”, a disposición del fiscal Marcelo Germinario, del Fuero Penal de Responsabilidad Juvenil de La Matanza.

Según las fuentes, el sospechoso herido en el hecho también es menor de edad y esta tarde permanecía internado y también a disposición del mismo fiscal Germinario.

En tanto, junto al joven de 17 años fue detenido el conductor del auto, un hombre de 27 años, por la “tenencia de arma”, a disposición del fiscal José Luis Maroto de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 13 del mismo departamento judicial.