Este mediodía, activistas, vecinas y vecinos del predio en el que funcionaba el Aero Club y que hoy pretenden se proteja como una reserva natural, expresaron su descontento con el proyecto inmobiliario del Plan ProCreAr a través de la cuenta de Instagram “Reservanatural_delaferrere”.

Por otra parte, y en comunicación MatanzaDigital.ar, Jorge Serrano, un activista y vecino que viene luchando desde hace más de 4 años por la preservación de estos espacios, comentó que “de ninguna manera es incompatible el derecho a una vivienda con el derecho a un ambiente sano. Me parece pertinente hacer esa aclaración. Ambas son necesidades”, pero “lo que sucede es que muchas veces el Estado, en este caso el Estado municipal, proyecta este tipo de urbanizaciones en lugares que no corresponden”.

Consultado por los contrapunto y/o problemas que traería la realización de este proyecto, Serrano alertó que se “pretenden construir en un espacio muy importante para la biodiversidad”, ya que “se han constatado la presencia de más de 60 especies diferente de aves”, y agregó que “este lugar es un espacio que absorbe y retiene el agua de lluvia, evitando que se profundicen inundaciones en varios puntos de Laferrere, y esto es algo más que importante”.

Así también, destacó el “uso recreativo” del predio. “Todos los fines de semana, centenares de familias llegan hasta el lugar con sus hijos para compartir un poco de aire fresco, tomar unos mates, hacer un poco de ejercicios. Y esto es muy importante, sobre todo es este contexto de pandemia, en donde se nos recomienda estar en espacios abiertos. Y, ¿Qué mejor que tener un gran espacio verde como nos merecemos los habitantes de Laferrere y de toda La Matanza?”.

“Con esto, hemos redescubierto o recordado que el hacinamiento es un problema muy grave y que justamente está muy ligado a la salud. Dicho sea de paso, Laferrere es la localidad más poblada del municipio, con un promedio de 0,56 centímetros de espacio verde por habitante; cuando lo que recomienda la Organización Mundial de la Salud es tener, al menos, unos 10 metros aproximadamente. Nosotros no llegamos ni a 1 metro”.

¿Qué les dijeron desde el municipio?

“Nuestra preocupación es que desde la intendencia, concretamente Fernando Espinoza, no valore estas cuestiones que venimos sosteniendo desde hace mas de 4 años. En ningún momento se comunicaron con nosotros para informarnos sobre este proyecto. Nunca nos invitaron a participar de ninguna reunión”, comentó Serrano.

“Con estos entendemos que se privilegian lo negocios inmobiliarios. No sabemos por qué un banco privado como el Hipotecario está manejando las tierras del Estado. Más de 1800 hectáreas en todo el país está manejando esta entidad bancaria, que fue privatizada en los años ’90, tierras que nos pertenecen a todos y a todas” argumentó.

“Estamos más que preocupados por esta situación, por lo que ya hemos presentado un recurso de amparo en el Juzgado N°2 de San Martín. Ahora estamos esperando que el Juez se pronuncie a favor de la reserva. Mientras tanto seguiremos luchando e insistiendo para que se proteja este último pulmón verde de Gregorio de Laferrere”. Concluyó.

¿Qué dicen las redes sociales?

Desde la publicación realizada por este medio sobre la licitación para la construcción de las viviendas, varios de nuestros lectores expresaron su descontento con el proyecto y lo dejaron muy en claro con comentarios en nuestra página de facebook.

 

Ordenanza

Cabe destacar que en el año 2006, el Concejo Deliberante votó la ordenanza 14.898, promulgada por el propio intendente Fernando Espinoza, donde se declaraba al Aeroclub como “zona de preservación ecológica ambiental”. Ordenanza derogada en el año 2010.

Desde la cuenta de Instagram “Reserva Natural de Laferrere”, vecinos y activistas comunicaron que desde “hace más de cuatro años que venimos impulsando este proyecto (proteger estos espacios verdes), que fue entregado en 2019 en el HCD y la Intendencia con toda su fundamentación, que fue reforzado con el proyecto de ordenanza en 2020. En ambas ocasiones con el apoyo de la comunidad que se movilizó a San Justo el día de su presentación. Es este expediente 526/2019 que todavía sigue sin ser tratado”.

“Espinoza quiere ser recordado por estar “licitando el plan de viviendas más grande de nuestra historia”. Seguramente pase a la historia para las generaciones futuras como el intendente que destruyó nuestra reserva y nuestro último pulmón verde”.