El primer paro nacional al Gobierno de Mauricio Macri convocado por la Confederación General del Trabajo (CGT) y las Centrales de Trabajadores de la Argentina (CTA) tuvo un fuerte acatamiento en el territorio matancero. Según estimó el secretario general de la CGT Regional La Matanza, Mario Ortiz, el acatamiento del paro nacional de trabajadores “superó el 95% en las empresas e industrias y llegó hasta el 90% en los comercios”.

En comunicación con Matanza Digital, el secretario general de la UOCRA, Heraldo Cayuqueo, confirmó que el paro “tuvo un alto acatamiento en la Construcción”. “Tanto en la obra del Metrobus como en la de AySA o la del ferrocarril, que son las más importante, y en las demás obras también tuvo un alto acatamiento”, expresó el sindicalista.

El ex precandidato a intendente del FPV indicó que en la Construcción “los compañeros están muy preocupados por la baja en la actividad”, por lo que “el paro fue muy bien recibido y los compañeros se plegaron a través de las distintas asambleas que hicimos en cada una de las obras, resolviendo plegarse porque están viendo que las obras públicas no se reactivan”.

En la misma línea, el Sindicato de Empleados y Obreros de Comercio y Afines de la Zona Oeste (SEOCA) aseguró que la adhesión al paro nacional fue “contundente” en los centros comerciales, los hipermercados y supermercados del distrito.

En tanto, denunciaron a la empresa Carrefour por no “respetan el derecho a la huelga” y enviar a personal de gendarmería, la policía y un escribano para “presionar a los trabajadores”. “Realizamos una denuncia formal a Carrefour por todas las presiones que está implementando contra los trabajadores porque no respeta al derecho a huelga, cosa que no hubo con las otras empresas de la zona”, explicó la secretaria gremial Ana Lía Vaz.