La Topadora ya no tiene margen de error en lo que queda del torneo y de no ganar esta tarde cuando reciba a Midland descenderá a la Primera D. El partido será a las 15.30 hs en el Estadio Juan Arias.

La esperanza del milagro de la permanencia todavía tiene posibilidades matemáticas para el conjunto de César Aguirre, que está obligado a ganar los 3 partidos que le quedan y esperar que sus tres rivales directos (Cañuelas, Merlo y Sportivo Barracas) no sumen en sus dos encuentros restantes para forzar un desempate final.

El único cambio en el Celeste respecto del equipo que cayó ante Merlo la fecha pasada es el ingreso de Braian Cáceres en lugar de Juan Ortiz López.