Con el objetivo de contener los aumentos de precios para mejorar el poder adquisitivo de la población de cara al final del año, el Gobierno Nacional inició diálogos con laboratorios productores de medicamentos para fijar los precios y anunció que ya se logró un “principio de acuerdo”.

Según indicó el Secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, quien fue el impulsor de la iniciativa del mismo modo que lo hizo con el congelamiento de los precios de los alimentos, los medicamentos volverán a sus valores vigentes al 1 de noviembre y no sufrirán cambios, inicialmente, hasta el 7 de enero.

Desde el Gobierno valoraron “la buena predisposición al diálogo” por parte de las empresas productoras y adelantaron que, mientras tanto, se seguirá trabajando y estableciendo mesas de discusión para estabilizar los precios una vez terminado el plazo establecido de la primera semana de enero.

Feletti, por su parte, defendió la medida al argumentar que “podemos tener la mejor paritaria, la mejor fórmula jubilatoria, mucha inversión social como desarrolla el Gobierno, pero si todo se drena por los precios estamos en un problema serio, y eso es lo que nosotros vimos”.

Por último, desde la cartera detallaron que “los laboratorios acordaron que hay que integrar lo que no estaba integrado en el Vademecum“, en referencia a los medicamentos que están fuera de la lista informativa en la que se detallan las composiciones, indicaciones y presentaciones de cada uno.