Con el objetivo de hacer frente a la segunda ola de Coronavirus y mitigar sus efectos en la salud de la ciudadanía, el Hospital Alberto Balestrini sumó 11 nuevas camas con todos los insumos correspondientes para la internación de pacientes que requieran intervención por síntomas de Covid-19.

Las nuevas unidades fueron adquiridas por el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires y entregadas al nosocomio de Ciudad Evita, como parte de un programa que busca fortalecer el sistema de salud en el territorio bonaerense por el récord de contagios diarios y de personas fallecidas que está dejando la segunda ola.

Desde el hospital celebraron la incorporación de las camas de terapia y destacaron que el trabajo realizado es posible por llevarse a cabo “apoyados en un esfuerzo extraordinario de los trabajadores y trabajadoras de la salud”.

Por su parte, el Viceministro de Salud de la Provincia, Nicolás Kreplak, remarcó que la inversión en salud “es una parte fundamental para que el sistema no colapse”, aunque advirtió que “la otra parte es reducir la movilidad”. Agregó, además, que “en ningún país del mundo se le ganó al Covid-19 solamente añadiendo camas”.

El plan de fortalecimiento del sistema de salud bonaerense también contó, en la última semana, con seis nuevas camas instaladas en el Hospital Dr. Alejandro Korn de La Plata que se sumaron a las 250 que se agregaron en total. También se puso en marcha el Hospital Oñativia de Almirante Brown, incendiado en 2018.